Sociedad Española de Medicina de Laboratorio

Acceso socios SEQCML

Si aún no has accedido a la nueva Web, debes obtener tus claves de acceso a través de ‘Generar nueva contraseña’, utilizando tu nombre de usuario actual

Generar nueva contraseña

Generar nueva contraseña

Menu

anterior     siguiente

Actualidad · Noticias de interés

La SEQCML advierte de que la elaboración de un nuevo RD de Troncalidad supone trabajar durante varios años y sería un proceso más difícil

11/04/2017 Nota de prensa

Sociedad Española de Medicina de Laboratorio

  •  La SEQCML se ha puesto en contacto con todas las consejerías de salud de las comunidades autónomas en busca de colaboración para agilizar lo máximo posible este proceso
  • La creación de un sistema troncal sería un aspecto positivo para la capacitación profesional de los residentes, de acuerdo con la Sociedad
  • Tras la carta remitida al Ministerio de Sanidad a principios de marzo en la que se detallaban los efectos y soluciones tras la derogación del RD639/2014, la Sociedad Española de Medicina de Laboratorio reconoce que no ha recibido respuesta
  • La derogación del RD supone también la desaparición de la especialidad unificada de Análisis Clínicos y Bioquímica Clínica.


Madrid, 10 de abril de 2017.
- La derogación del Real Decreto (RD) 639/2014 no tiene vuelta atrás. Tras su anulación íntegra, el sentimiento de inseguridad y preocupación se ha extendido entre los profesionales dedicados a las especialidades de Análisis Clínicos y Bioquímica Clínica.

El fallo del Tribunal Supremo pone en jaque cualquier intento de retomar el sistema de formación troncal. De hecho, para lograrlo, “habría que elaborar desde cero un nuevo RD y esto, en términos de tiempo, supone varios años”, como advierte el que hasta ahora fue presidente de la Comisión Nacional de la Especialidad de Análisis Clínicos y Bioquímica Clínica (CNEAC y BC) y miembro de la Comisión de Pruebas de Laboratorio en el Lugar de Asistencia (POCT) de la Sociedad Española de Medicina de Laboratorio (SEQCML), el doctor José Luis Bedini.  

En su opinión, existe otra variable que va a condicionar el futuro del posible modelo de formación nacional de especialistas, pues la necesidad de elaborar un nuevo RD va a suponer que el Ministerio deba volver a consensuar con todos los actores implicados qué troncos se crean, qué especialidades se deben incluir, etc., algo que, si ya no había resultado sencillo hasta ahora, en el futuro será “previsiblemente, más difícil”, comenta el experto.

Además de las implicaciones directas y evidentes consecuencias de la anulación del Real Decreto, existen otros aspectos a tener en cuenta tanto para los profesionales de estas especialidades, como para los futuros especialistas.

“Esta derogación ha tenido otros efectos colaterales que son especialmente graves en el ámbito del laboratorio clínico”, apostilla el facultativo, quien añade que el RD incorporaba la creación de la especialidad de Genética Clínica y la de Análisis Clínicos y Bioquímica Clínica como especialidad única —resultante de la fusión de Análisis Clínicos con Bioquímica Clínica—.

Aparte, prosigue, establecía procedimientos para reconocer la especialidad en Genética Clínica, a quien acreditara una serie de méritos y declaraba equivalentes entre sí los títulos de especialista en Análisis Clínicos y Bioquímica Clínica, equiparando ambos al de la nueva especialidad unificada.

“Todo esto, se ha perdido con la derogación, por lo que estamos en el punto de partida. Por un lado, no existe la especialidad de Genética Clínica y, por otro, Análisis Clínicos y Bioquímica Clínica son de nuevo especialidades totalmente independientes y no equivalentes, por lo que deberán volver a crearse ambas Comisiones Nacionales de la Especialidad”, subraya el doctor Bedini.

Todo el trabajo realizado por la Comisión Nacional de la Especialidad de Análisis Clínicos y Bioquímica Clínica “ha quedado en nada”. Lo mismo que ha ocurrido con la tarea que ha desempeñado la Comisión Delegada del Tronco de Laboratorio y Diagnóstico Clínico, que ya había finalizado, pendiente de aprobación, el plan de formación troncal.

En este punto, la SEQCML resalta que se ha puesto en contacto con todas las consejerías de salud de las diferentes autonomías, con el objetivo de buscar más puntos de colaboración y así agilizar al máximo posible este proceso.

Despejar incógnitas y buscar soluciones

Desde la publicación del RD, la Sociedad Española de Medicina de Laboratorio mantuvo una postura favorable al desarrollo de la troncalidad, puesto que a su modo de ver, en el entorno actual de los laboratorios clínicos, donde las actividades asistenciales son cada vez más amplias y abarcan más áreas de conocimiento, disponer de un periodo de formación común para todas las especialidades incluidas en el tronco era —si se realizaba de manera correcta— un aspecto positivo para la capacitación profesional de los residentes.

Así lo asegura el doctor Bedini, quien recuerda que tras su revocación, la SEQCML ya ha manifestado al Ministerio, junto con la Asociación Española del Laboratorio Clínico (AEFA) y la Asociación Española de Biopatología Médica (AEBM), que mantiene tanto su postura frente a la troncalidad como la voluntad de trabajar conjuntamente para encontrar soluciones a esta situación.

“La principal petición que se hace desde las Sociedades es dar solución, lo antes posible, a la problemática generada por la anulación de la especialidad unificada de Análisis Clínicos y Bioquímica Clínica”, reitera el facultativo.

Tanto de manera presencial, en una reunión que la SEQCML mantuvo con las autoridades sanitarias; como en la carta remitida al Ministerio y a los organismos competentes, se solicitó un esfuerzo para que Análisis Clínicos y Bioquímica Clínica volvieran a unificarse.

En este sentido, a pesar de que la carta se hizo llegar al Ministerio la primera semana de marzo, las autoridades sanitarias todavía no han respondido. “En la reunión, el Ministerio expresó claramente su intención de no abordar soluciones a problemas puntuales, entendiendo como tales, por ejemplo, la creación de nuevas especialidades, sin que antes se haya definido el modelo de formación nacional. Esto es, sin haber consensuado si se reiniciará la elaboración de un RD para poner en marcha la troncalidad o si se opta por otra opción”, asegura el experto, quien puntualiza que por ese motivo, no espera soluciones a corto plazo.

Fortalezas y debilidadesde la Medicina de Laboratorio

Este panorama ha llevado a los profesionales a hacer un análisis de cuáles son las debilidades y fortalezas de la Medicina de Laboratorio y sobre este aspecto, el doctor Bedini, subraya que las especialidades ligadas a este campo están entre las que más están sufriendo las consecuencias de la automatización y la tecnología.

“Los roles de los profesionales se están redefiniendo y hay que adecuarlos a la realidad asistencial, científica y técnica y además, los puestos de trabajo disponibles se ven afectados por estas tendencias y tenemos que adaptarnos a esta nueva situación”, remarca.

En contraposición, el experto destaca las fortalezas con las que cuentan, según él, estas especialidades. Se refiere así a la aparición de nuevas áreas de conocimiento, muchas veces vinculadas a nuevas tecnologías, que permitirán desempeñar un papel más relevante tanto en la asistencia de los pacientes, como en la investigación que se pueda desarrollar.

“Por eso, disponer de un sistema de formación de residentes efectivo y coherente con la realidad supone un hecho primordial para el futuro del laboratorio clínico”, advierte el doctor Bedini, quien mantiene que con vistas al futuro la principal asignatura pendiente es “ser capaces de prepararse para una realidad que cambia a una velocidad vertiginosa y que puede dejarnos sin el tiempo necesario para una correcta planificación”.

Pese a la dificultad que existe para averiguar cuál será el siguiente paso que se dará en este sentido, el facultativo concluye que todos los profesionales vinculados al ámbito de los Análisis Cínicos y la Bioquímica Clínica deben aportar lo que esté en su mano para asegurar que las especialidades del laboratorio clínico seguirán generando valor en el futuro.